Política

Política
Loading...
Loading...

Fiscalía anticorrupción de Moquegua denuncia a Vizcarra por avalar cobros indebidos

La Fiscalía de Moquegua ha denunciado al presidente Martín Vizcarra por el presunto delito de negociación incompatible por autorizar pagos de trabajos no realizados cuando fue gobernador de Moquegua. Ademas la represa tenía un costo inicial de S/ 16’936,444.06. y al final ascendió a S/ 31’602,147.32 gracias a las famosas adendas.

La Fiscalía Provincial Corporativa Especializada en Delitos de Corrupción de Funcionarios de Moquegua ha denunciado al presidente Martín Vizcarra por el presunto delito de negociación incompatible en agravio del Estado por autorizar pagos de trabajos no realizados en la supervisión de la represa Chirimayuni de la citada región cuando fue gobernador entre los años 2011 y 2014.


Dicha represa, ubicada en la zona altoandina de Moquegua, entre las comunidades de Curo y Humalso, a 4,300 metros sobre el nivel del mar, tenía el propósito de solucionar el déficit hídrico de los distritos de Chojata y Lloque de la provincia General Sánchez Cerro.

La investigación a Vizcarra Cornejo se inició en 2011 y, en el ínterin, ha sido acusado, junto a otros implicados, cuando ya era presidente de la República, y, como tal, estaba amparado por la inmunidad presidencial por mandato del artículo 117 de la Constitución.


Estando claro que ese derecho le asiste al jefe de Estado, el Ministerio Público asume entonces que no se puede formalizar acusación contra Vizcarra Cornejo ante la Judicatura, por lo que el fiscal del caso, Walker Ríos Calisaya, planteó la figura de la desacumulación, es decir apartarlo y postergar su enjuiciamiento hasta después que concluya su mandato, continuando obviamente el proceso con los otros imputados.

La acusación tiene que ver con la ejecución del concurso público N° 8-2010/CE/GR.MOQ referido a la contratación del servicio de supervisión externa para la obra “Construcción Infraestructura de Riego Represa de Chirimayuni, distrito de Chojata y Lloque, provincia de General Sánchez Cerro, Departamento de Moquegua”, donde Vizcarra Cornejo es implicado en pago de trabajos no realizados junto a su grupo de técnicos, ahora llamados “Los Moqueguanos”.


La investigación fiscal indica que funcionarios y ejecutivos, entre ellos el ingeniero civil César Augusto Ramos Zamora, director de supervisión de la región, otorgaron la conformidad a seis valorizaciones presentadas por el Consorcio Chirimayuni, por trabajos no realizados en supervisión externa, entre los meses de junio y noviembre de 2011.

Esto pese a que este funcionario conocía “que dicho consorcio no había realizado el servicio de supervisión externa de la construcción de las obras de irrigación y la represa de Chirimayuni, por lo que permitió que el Consorcio en referencia se apropie indebidamente de la suma de S/ 697,226.21 en perjuicio del Estado”.

Otro implicado, el abogado de la empresa, Jhonny Iván Ramos Zamora, presentó las mencionadas valorizaciones falsamente y conocía también que no se había hecho trabajo alguno para remunerarlas.


Víctor Federico Fireles Mamani, coordinador del contrato de supervisión, otorgó una de las conformidades; mientras que Félix Terreros Guerrero, jefe de supervisión del consorcio, no solo solicitó los pagos, sino que suscribió los informes de “avance de obra, pese a tener conocimiento que no había realizado el servicio de supervisión externa”.

Con relación al imputado Martín Vizcarra Cornejo, se le atribuye, en su condición de gobernador regional de Moquegua, “haber permitido el pago de las valorizaciones Nº 4, 5 y 6 y [el] pago de valorizaciones por servicios que no se habrían cumplido a favor del Consorcio Chirimayuni, lo que constituiría actos de favorecimiento a favor de dicho consorcio”, señala textualmente la Disposición Nº 14 de la Fiscalía anticorrupción moqueguana.


El 26 de junio de 2010, el Gobierno Regional de Moquegua convocó el proceso de selección y licitación Nº 009-2010/CE/GR.MOQ, para la “Ejecución de obra pública para la construcción de riego Represa Chirimayuni”, por un valor referencial ascendente a S/ 16’936,444.06.

Al concluir la obra e inaugurarse el 28 de octubre de 2014, en el gobierno nacionalista de Ollanta Humala, el monto de inversión había ascendido a S/ 31’602,147.32. El incremento fue por las adendas números 1, 2 y 3, al mismo estilo de Odebrecht, pero en pequeño.


En ese entonces se dijo que esta obra ampliaría en 400 hectáreas la frontera agrícola y se mejorarían las 300 hectáreas que ya estaban en producción, en la provincia de General Sánchez Cerro de Moquegua, proyectando beneficiar a más de 3,800 pobladores.

No obstante que el presidente Martín Vizcarra y el ingeniero César Augusto Ramos Zamora son imputados por la Fiscalía por los presuntos delitos de negociación incompatible y peculado, Ramos al parecer está blindado porque en la actualidad es el jefe del Programa “Agua Segura para Lima y Callao”.

¿De dónde viene esa cercanía entre Vizcarra y Ramos? Quienes los conocen dicen que desde las aulas de la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), donde ambos estudiaron. Pero esa amistad se refuerza en 2005, cuando Ramos trabajó para la compañía del Presidente, CyM Vizcarra, en la construcción del Canal Calachaca-Chuapalca-Patapujo tramo II, un proyecto de S/ 8.3 millones del Gobierno Regional de Tacna.

Investigación Fuente: Diario Expreso
MÁS NOTICIAS
© Todos los derechos reservados
Portal diseñado por pulenta.pe